adplus-dvertising

Cuando todo parecía listo, SpaceX ha vuelto a retrasar, al menos hasta este martes, el lanzamiento del avión espacial secreto X-37B del ejército de Estados Unidos.

El X-37B debía despegar a últimas horas del lunes en un cohete Falcon Heavy, lo que iba a representa su sétima misión a la órbita. Sin embargo, tras la cancelación del día domingo, este lunes el lanzamiento volvió a ser pospuesto.

“SpaceX tiene como objetivo, no antes del martes 12 de diciembre, para que se realice el lanzamiento del Falcon Heavy, de la misión USSF-52, desde el Complejo de Lanzamiento 39A (LC-39A) en el Centro Espacial Kennedy de la NASA, en Florida”, indicó la empresa.

Sin embargo, la compañía dirigida por Elon Musk no dio detalles exactos sobre los sucesivos aplazamientos, aunque sí se aclaró que la cuenta regresiva se detuvo “debido a un problema en tierra”.

El vuelo fue cancelado unos 25 minutos antes del inicio de una ventana de lanzamiento que se abriría a las 8:14 pm EST (0114 GMT del martes) mientras el cohete estaba listo para despegar desde Cabo Cañaveral.

El avión X-37B

La misión

Cuando se concrete, este será el primer lanzamiento del X-37B sobre un Falcon Heavy, lo que debería permitirle llegar más alto que nunca: en sus misiones anteriores, el avión voló a altitudes inferiores a los 2.000 km, mientras que el Falcon Heavy podría elevarlo a más de 30.000 km sobre la Tierra.

Respecto a las anteriores misiones, el X-37B ha volado seis veces desde 2010 y su último vuelo, que comenzó en 2020, duró más de dos años antes de que la nave regresara a tierra firme en noviembre de 2022.

El X-37B tiene aproximadamente el tamaño de un autobús pequeño y es parecido a un transbordador espacial en miniatura. Está diseñado para desplegar varias cargas útiles y realizar experimentos tecnológicos en vuelos orbitales de larga duración.

Tal vez te interese: Un cohete Falcon Heavy ya está listo para lanzar el avión espacial secreto X-37B

Deja un comentario