adplus-dvertising

La NASA ha pospuesto para la madrugada del martes (lunes por la noche en América del Sur), el lanzamiento de su avión espacial secreto X-37B en el cohete Falcon Heavy de SpaceX.

El Falcon Heavy, compuesto por tres núcleos de cohetes reutilizables, despegará desde el Centro Espacial Kennedy de la NASA, en Cabo Cañaveral, durante una ventana de lanzamiento nocturna de 10 minutos a partir de las 8:14 pm EST (01:14 GMT del martes).

La idea inicial era que el cohete despegara el domingo por la noche, pero el vuelo debió ser pospuesto por el mal clima. Pero ahora, si el lanzamiento se concreta, representará la séptima misión a órbita del X-37B, aunque también será su primer lanzamiento sobre un Falcon Heavy, el cual es capaz de elevarlo más alto que nunca.

Hasta el momento, el Departamento de Defensa ha revelado pocos detalles sobre la misión, realizada por la Fuerza Aérea y la Fuerza Espacial de EE. UU. como parte del programa de Lanzamiento Espacial de Seguridad Nacional.

¿Cómo es y cuál es la misión del X-37B?

El X-37B tiene aproximadamente el tamaño de un autobús pequeño y es parecido a un transbordador espacial en miniatura: Construido por Boeing, la nave está diseñada para desplegar varias cargas útiles y realizar experimentos tecnológicos en vuelos orbitales de larga duración.

Hasta el momento, desde 2010 ha realizado seis misiones: las primeras cinco llevadas a órbita mediante cohetes Atlas V, de United Launch Alliance; mientras que la más reciente fue en mayo de 2020, sobre un propulsor Falcon 9 de SpaceX.

Respecto a la última misión, el X-37B regresó a la Tierra dos años después de su lanzamiento, en noviembre de 2022. Por el momento, siempre ha volado en órbita terrestre baja, a altitudes inferiores a los 2.000 kilómetros. Pero con la nueva misión, el Falcon Heavy podría elevar el X-37B a una órbita geosincrónica, a más de 35.000 km sobre la Tierra.

Por el momento, las autoridades estadounidenses no definifieron a qué altura llegará el X-37B en esta ocasión. Sin embargo, la Oficina de Capacidades Rápidas de la Fuerza Aérea dijo que la misión implicaría pruebas de “nuevos regímenes orbitales, experimentando con futuras tecnologías de conocimiento del dominio espacial”.

Además, tampoco se sabe cuánto tiempo durará la misión del X-37B, que está llevando a cabo un experimento para examinar cómo las semillas de las plantas se ven afectadas por la exposición prolongada a la radiación en el espacio. Se estima que permanecerá en órbita, como mínimo, hasta junio de 2026.

Tal vez te interese: SpaceX se prepara para el tercer lanzamiento del Starship

Deja un comentario