adplus-dvertising

La Organización de Investigación Espacial de la India (ISRO) ha estado trabajando para restablecer la comunicación con el módulo de aterrizaje Vikram y el rover Pragyan de la misión Chandrayaan-3. Sin embargo, hasta el momento, no se han recibido señales de estos dispositivos.

La falta de comunicación con el módulo de aterrizaje Vikram y el rover Pragyan ha generado preocupación en la comunidad científica y espacial de la India. Estos dispositivos fueron puestos en modo de suspensión a principios de septiembre para sobrevivir a las extremadamente bajas temperaturas en el Polo Sur de la Luna, donde se encuentra la misión Chandrayaan-3.

Uno de los mayores desafíos para Vikram y Pragyan es reactivarse después de haber enfrentado temperaturas de hasta -200 grados Celsius en la superficie lunar. Si los instrumentos a bordo logran sobrevivir a estas condiciones extremas, podrían volver a operar y continuar su misión de recopilar información lunar durante las próximas dos semanas. El plan incluye que el rover comience a moverse una vez que se le envíen comandos desde la Tierra. Luego, se repetirá el mismo proceso con el módulo de aterrizaje.

La decisión de poner en modo de suspensión a Vikram y Pragyan se tomó después de que llevaran a cabo experimentos en la Luna entre el 23 de agosto y el 4 de septiembre. Este período de suspensión se implementó para asegurar la supervivencia de los dispositivos en las condiciones extremadamente frías del Polo Sur lunar.

Te puede interesar: ¿Logrará Chandrayaan-3 sobrevivir a la noche lunar?

Deja un comentario