adplus-dvertising

La sorprendente posibilidad de que el compuesto LK-99 fuera un superconductor a temperatura ambiente ha quedado desvanecida tras exhaustivas investigaciones científicas. Lo que en un principio generó grandes expectativas y entusiasmo, se ha transformado en un enigma resuelto y la confirmación de que LK-99 no posee las propiedades de un superconductor.

El proceso de desentrañar el misterio detrás de LK-99 ha sido un ejemplo de trabajo detectivesco por parte de los científicos. Estudios minuciosos han demostrado que la presencia de impurezas, especialmente sulfuro de cobre, en el material es la responsable de las caídas bruscas en su resistividad eléctrica y la aparente levitación parcial sobre un imán. Estas propiedades eran similares a las que exhiben los superconductores.

A pesar de las expectativas iniciales, LK-99, un compuesto formado por cobre, plomo, fósforo y oxígeno, no cumple con los criterios para ser considerado un superconductor a temperatura ambiente y presión atmosférica. Investigaciones separadas en instituciones como la Universidad de Pekín y la Academia China de Ciencias han identificado explicaciones mundanas para los fenómenos que llevaron a pensar en la superconductividad.

La controversia en torno a LK-99 comenzó con afirmaciones de un equipo de investigadores surcoreanos que afirmaba haber encontrado pruebas de superconductividad a temperatura ambiente en el material. Sin embargo, después de numerosos intentos de replicar los resultados, la comunidad científica ha llegado a la conclusión de que LK-99 no es un superconductor.

Uno de los aspectos que llamó la atención fue la aparente levitación de una muestra del material sobre un imán, lo que generó gran interés público. Sin embargo, investigadores expertos señalaron que este comportamiento no se asemejaba al de los superconductores genuinos. El análisis de varios equipos de investigación de distintas partes del mundo ha desentrañado el misterio detrás de este fenómeno.

La investigación también ha revelado que las impurezas en la estructura del material son las culpables de las características que se pensaban superconductivas. Un estudio realizado en la Universidad de Pekín demostró que la presencia de sulfuro de cobre explica las caídas abruptas en la resistividad eléctrica observadas en LK-99.

Te puede interesar: LK-99, el superconductor a temperatura ambiente, podría revolucionar la tecnología

Deja un comentario